Composite y Advance: Las dos herramientas de EvenFi para que las empresas agilicen sus cobros

Muchos de los problemas de tesorería de las empresas que basan su negocio en la venta de productos y servicios dependen de las largas, y a veces incluso inconclusas, negociaciones que pueden desencadenarse en la relación con sus clientes.

Y es que, por muy cruciales que sean, a veces una buena estrategia de marketing y unos buenos productos no son suficientes para llevar una venta a buen puerto. De hecho, puede haber factores en juego que son independientes de la labor de la empresa fabricante y que dependen, por el contrario, de la situación económica en la que se encuentra el propio cliente.

A pesar de estar convencido de la calidad del producto, por ejemplo, éste puede no disponer de la liquidez suficiente para adquirirlo y, en consecuencia, verse obligado a abandonar la compra a regañadientes.

Desde el punto de vista de la empresa-cliente, éste es también un problema importante.  De hecho, no es infrecuente que varias empresas se vean obligadas a dejar en suspenso sus planes de desarrollo por problemas de tesorería o por falta de liquidez suficiente para adquirir nuevos materiales y/o nueva maquinaria imprescindible para fabricarlos.

Por otra parte, una cuestión ligeramente distinta es la relativa a los largos plazos de los contratos. En efecto, es cierto que a veces los contratos entre empresas pueden ser bastante lucrativos para quienes ofrecen determinados tipos de servicios. Sin embargo, el aplazamiento mensual de los pagos en virtud de sus plazos, a menudo bastante largos, lleva a las empresas a aplazar, y por tanto a ralentizar, incluso las inversiones previstas para su crecimiento.

En la economía real, estos circuitos se encuentran con demasiada frecuencia, y por esta razón, EvenFi ha ideado dos soluciones especialmente adecuadas para las empresas que no desean retrasar las inversiones y compras para sus proyectos: Composite y Advance.

Advance y el adelanto de los contratos anuales y plurianuales

Advance - de to advance, que significa adelantar - es una financiación que permite a las empresas cobrar precisamente por adelantado los recibos de los contratos de trabajo con otras empresas.

Cualquier empresa puede solicitar la financiación Advance, aunque sea en B2B y mediante contratos anuales y plurianuales. Al obtenerla, las empresas pueden monetizar inmediatamente los contratos anuales o plurianuales con otras empresas, sin tener que esperar necesariamente a los pagos mensuales previstos. De este modo, mientras trabajan bajo contrato, tienen la oportunidad de hacer frente a los gastos a corto plazo y de invertir, a medio y largo plazo, en las actividades necesarias para su propio crecimiento.

Solicitar la financiación de Advance, además, es extremadamente sencillo: el procedimiento es completamente digital, es gratuito y sólo requiere rellenar el formulario correspondiente en la página de empresas de la plataforma EvenFi.

Las ventajas de Composite para compradores y proveedores

A diferencia de Advance, Composite es un sistema de pago "compra ahora y paga después" diseñado por EvenFi para facilitar la compra y venta rápida entre empresas.

Este sistema permite a las empresas que venden productos y servicios a otras empresas, online o de forma tradicional, concretar rápidamente sus ventas ofreciéndoles la opción de fraccionar el importe de sus compras hasta en 12 meses y al 0% de interés.

Este es un sistema que puede ayudar a la economía real de dos maneras. En primer lugar, porque permite a las empresas seguir adelante con sus proyectos sin verse obligadas a solicitar financiación para adquirir los productos o servicios necesarios para llevarlos a cabo. En segundo lugar, porque permite a los vendedores cobrar inmediatamente y finalizar sus ventas, y además ofrecer a sus clientes un servicio muy atractivo.

Las empresas compradoras, en otras palabras, podrán realizar sus compras con tranquilidad, sin tener que disponer del efectivo necesario de forma inmediata. Los proveedores, por su parte, podrán cobrar el importe facturado de forma inmediata, sin tener que asumir el riesgo de crédito ni acumular créditos en su balance.

¿Cómo activar Composite si eres proveedor?

La activación de Composite, si eres proveedor, implica los siguientes pasos:

1. Rellenar el formulario para registrarse en EvenFi y solicitar la activación de Composite.
2. Ofrecer a tus clientes el pago de tus facturas a plazos y sin coste alguno, mediante un sistema de pago 100% digital y online.
3. Recibe en tu cuenta EvenFi el importe correspondiente a la factura desembolsada, menos la comisión de servicio sobre el total facturado.

Una vez obtenido el importe, tu cliente recibirá una solicitud de cargo mensual en su cuenta y a través del SDD (también conocido como RID)

¿Cómo funciona el servicio Composite para los compradores?

Para las empresas interesadas en aprovechar el servicio Composite para fraccionar sus compras sin ningún tipo de interés, hasta un máximo de 12 meses, es aconsejable que primero pidan a su proveedor de confianza que se ponga en contacto con EvenFi para activar el servicio.

Si eres un comprador, una vez que el servicio esté activo:

1. Recibirás un enlace para registrar tu empresa en EvenFi en 4 minutos.
2. Se abrirá una cuenta de pago MangoPay, a nombre de tu empresa, a través de la cual se gestionará la financiación.
3. Una vez aprobado el proyecto, recibirás una notificación del inicio de la operación con la fecha de solicitud del pago de la primera cuota.
4. Recibirá una solicitud mensual de cargo en su cuenta bancaria a través del SDD (también conocido como RID) para realizar los pagos de las cuotas programadas.

¿Cómo funcionan los proyectos Composite y Advance para los inversores?

Los proyectos Composite y Advance se financian de forma privada y totalmente digital en la plataforma de EvenFi.

Para los usuarios interesados en invertir en las oportunidades Composite y Advance disponibles, hay que tener en cuenta que se trata de proyectos con un tipo de amortización, una duración máxima de 12 meses y una rentabilidad mínima que se sitúa, aproximadamente, entre el 8 y el 9 por ciento anual.

La principal diferencia entre ambos tipos de préstamos es que en los proyectos Composite son los clientes los que devuelven mensualmente el capital obtenido a través de la financiación, mientras que en los proyectos Advance son los proveedores los que deben realizar el reembolso.